GA4 - Google Analitycs
Tendencias
Cintilla de tendencias

Ley Antitabaco

Homicidios Tijuana

Migración en Tijuana

Clima Tijuana

Desaparecidos en Tijuana


En la pelota

Las cartas desde el más allá: La de Satchel Paige para Justin Verlánder

Más Allá, diciembre 5, 2022. Mi querido Justin: Creo que por la vía de tus muchos años lanzando para home (21), me vas a sacar de estas profundidades del olvido.

Por Juan Vené

Más Allá, diciembre 5, 2022. Mi querido Justin: Creo que por la vía de tus muchos años lanzando para home (21), me vas a sacar de estas profundidades del olvido.

Y tal gentileza, te la agradeceré siempre en esta eternidad del Más Acá, que ustedes llaman del Más Allá. Bueno, este muchacho llamado Nolan Ryan, estuvo tirando humo durante 27 temporadas, hasta después que cumplió sus 46.

De todas maneras, después que alguien es lanzador de Grandes Ligas por 20 campañas y pisa los 40 años de edad, el cotorro a su alrededor se inquieta, y con razón.

Considero muy difícil ser pitcher de Grandes Ligas. Fíjate: Tienes en frente a señores especializados en batear profesionalmente, quienes han sido entrenados con máximos cuidados y a quienes han probado durante años en las menores. A ellos tienes que pasarles los lanzamientos tan cerca del home, como para que el umpire sentencie strike, pero tan lejos como para que no puedan batear bien la pelota.

Tuve la suerte de lanzar hasta los 63 años de edad, en 1965.

Eso es lo que han encontrado los historiadores, aún cuando, según mis errados documentos, entonces estaba en mis 59. Bueno, te informo lo ocurrido, por qué esa diferencia: En Móbil, Alabama, donde nací, los padres negros no sabían que era una obligación registrar a los niños.

No tomaban eso en cuenta, ni sabían qué era, ni para qué era. Mi mamá cumplió esa obligación conmigo, después que había cumplido cuatro años, pero el escribiente del caso me registró como si había nacido cuando me llevaron allá, y como Leroy Robert Paige.

Mi vida toda ha sido un desórden. Dicen que en 21 años gané 121 juegos y perdí 81, con 2.70 de efectividad. No se de las derrotas ni de la efectividad, pero gané más de 300 juegos, quizá 400, si se agregan los de Latinoamérica y aquellos cuando un equipo me contrataba por un juego y nada más.

Poque, además, con sólo 121 victorias no me hubieran elevado al Hall de la Fama de Cooperstown en 1971.

La verdad fue que Dios me dió un brazo prodigioso. Nací para lanzar.

En cuanto tí, m querido Justin, estás bien respaldado para seguir lanzando, aún cuando el 20 de febrero celebrarás tus 40, porque tu bella esposa, Kate Upton, no solo afirma que podrás hacerlo hasta los 45, ella recalca que no eres un pitcher normal, sino un fino y especial artista del montículo.

Creo que así es, porque terminaste este año con 18- 4, 1.75, para cargar con el Cy Young; y en tus 21 campañas has coleccionado 244 victorias frente a 133 derrotas y 3.24 de efectividad. Adelante, pues, amigo Justin, y un beso de abuelo para Kate. Se te quiere mucho… Satchel. El autor es periodista y analista de beisbol con más de 70 años de experiencia.

Comentarios